Samsung Galaxy S6 Edge, lo probamos

abr 20 • En digital, Google, Móviles • 1814 Visitas • 1 comentario

es_SM-G925FZWEPHE_006_L-Front30_white

Tan sólo unos días después de que Samsung pusiera a la venta los dos nuevos modelos presentados el pasado 1 de Marzo en Barcelona, desde el Blog de Tecnología de Hola ya nos hemos podido hacer con uno para poder probarlo en primera persona, hemos probado el nuevo Samsung Galaxy S6 Edge.

Diseño

Puede que este punto resulte uno de los más interesantes del artículo, y no por ser el nuevo Galaxy S6 Edge un terminal bonito o feo, ya que esto depende del gusto de cada uno, pero sí por ser el cambio más grande que podemos ver en toda la historia de los terminales de Samsung.

Hasta el Samsung Galaxy S5, los usuarios de la marca pedían a gritos un nuevo diseño, con unos acabados mucho más premiums y con el tan deseado aluminio que nos tenía cautivados la compañía de la manzana. Pues bien, parece que el año pasado, durante el 2014, Samsung empezó a hacer efectivas las sugerencias de sus usuarios, tras el mal número de ventas del Samsung Galaxy S5.

Pocas semanas después del Verano, Samsung presentó de manera oficial el Samsung Galaxy Alpha, el primero de los smartphones de Samsung con un borde fabricado en aluminio, algo que gustó mucho a todos los usuarios y que nos hacía creer que la gama nueva de Samsung a partir de ese momento iba a ir por ese camino.

El Samsung Galaxy Alpha no era un terminal que llegaría para arrasar en ventas, ya que tampoco tenía las prestaciones completas de un gama premium, con lo que triunfó en cuanto a diseño pero tampoco en cuanto a ventas, los usuarios de Samsung querían un paso más.

El pasado 1 de Marzo, en el evento “Unpacked 15″ que tuvo lugar en Barcelona, Samsung cambió pegando un fuerte golpe en la mesa, presentando los nuevos Galaxy S6 y S6 Edge con un cambio de diseño total. Vamos a hablar del que tenemos, del Galaxy S6 Edge.

Lo primero que nos llama la atención es su cuerpo unibody, es decir, que está construido en una sola pieza, con lo que no se retirar la tapa trasera para poder tener la batería intercambiable, algo que hasta ahora Samsung nos lo había permitido.

Otro de los puntos fuertes del terminal en cuanto a diseño es su utilización del cristal, concretamente Gorrilla Glass 4, tanto en su parte delantera como trasera, que junto con el marco totalmente de aluminio, crean un diseño completamente distinto hasta lo que habíamos visto hasta ahora por parte de Samsung. Para los que hayáis tenido un Sony Xperia y un iPhone en la mano, el Samsung Galaxy S6 Edge resulta una mezcla de ambos.

De la pantalla hablaremos más adelante, en su apartado correspondiente, pero la pantalla curva en los dos lados del Samsung Galaxy S6 Edge es una novedad para el mundo de la telefonía móvil y un toque de elegancia que le da el teléfono, un punto que ha gustado a muchos usuarios a los que les hemos preguntado.

Pantalla

Vamos a uno de los apartados que más dista con su hermano, el Samsung Galaxy S6, la pantalla. Nos encontramos con una pantalla exactamente igual que la del S6, exceptuando su curvatura lateral. La pantalla dispone de una resolución QHD, es decir, de 2560 x 1440 píxeles que nos lleva hasta las 5.1 pulgadas de tamaño.

La tecnología con la que se construye esta pantalla, según la denominación de Samsung, es “Dual Edge SuperAMOLED”, o lo que es lo mismo, SuperAMOLED con los curvas, en sus laterales.

El resultado de la pantalla es muy buenos, con unos tonos muy vivos como ya nos tiene acostumbrado Samsung en sus pantallas, la resolución es muy buena, QHD es la resolución puntera este año en los teléfonos móviles de gama alta, y la visión con luz del sol directa es bastante aceptable, mucho mejor que la del Galaxy S5, por ejemplo.

Otro de los puntos por los que destaca su pantalla es por su gran ángulo de visión, algo que nos ha sorprendido mucho para bien.

Cámara

Puede que éste sea uno de mis puntos favoritos, personalmente para mi es el mejor smartphone Android del momento, en cuanto a su cámara nos referimos, o mejor dicho, sus cámaras. Con una resolución de su cámara principal de 16Mpx, nos hemos quedado impresionados en sus resultados.

En cuanto a su cámara delantera, de 5Mpx, a simple vista en cuanto a Mpx no sorprende, pero el resultado también es extraordinario.

Selfie con la cámara delantera del Galaxy S6 Edge

Selfie con la cámara delantera del Galaxy S6 Edge

En cuanto a conclusión final, creo que Samsung ha dado un gran salto de calidad en cuanto a sus cámaras, y antes de que nos lo preguntéis, si, rotundamente, la cámara del Samsung Galaxy S6 Edge es superior a la del iPhone 6. Un enfoque mucho más preciso, unas capturas con una mayor luminosidad en situaciones de poca luz, un disparo muy rápido, en definitiva si pensáis en comprar este terminal y os apasiona el mundo de la fotografía, podréis jugar mucho con él.

Hardware

Entremos en los datos más técnicos, que para mi cada día dejan de tener importancia, probamos muchos teléfonos de todas las gamas a lo largo del año y no por tener un mejor hardware es un teléfono mejor. Aquí únicamente hablaremos de números, números que sirven para hacerse una idea de lo que lleva el Samsung Galaxy S6 Edge en su interior, pero para nada más.

El motor principal del nuevo S6 Edge es su procesador, fabricado por la propia Samsung, denominado Exynos, con ocho núcleos reales, capacidad de soportar sistemas de 64 bits y de alcanzar una velocidad de reloj de hasta 2.1Ghz. Este procesador poca fuerza tendría sin ir acompañado de una buena memoria RAM, que en este caso aumenta respecto al Galaxy S5 de 2GB a 3GB, y su menor capacidad de memoria interna es de 32GB, pasando por los 64Gb hasta los 128GB en el modelo más caro.

Sin lugar a dudas, incorpora un hardware de última generación, en esta ocasión un procesador fabricado por la propia Samsung, que rinde muy pero que muy bien a nivel general. ¿Su punto fuerte? Gráficos y consumo de batería.

Sistema Operativo

Como no podía ser menos, aunque cualquier día nos llevaremos una sorpresa en este apartado en los terminales de Samsung, si, por Tizen me refiero, este nuevo Samsung Galaxy S6 Edge lleva como Sistema Operativo la última versión de Android, 5.0 Lollipop, con su capa de personalización TouchWiz, nada que ver hasta lo que habíamos visto hasta ahora.

La capa de personalización TouchWiz de Samsung en el nuevo Galaxy S6 Edge no tiene nada que ver con las anteriores, ha cambiado mucho, y lo mejor, para bien. Esta capa de personalización hasta ahora se caracterizaba por integrar demasiadas funciones, en muchos casos innecesarias, lo que la convertían en una capa de personalización que ralentizaba mucho el funcionamiento general de los dispositivos de Samsung. Era una capa “pesada y con lag”.

En esta nueva versión Samsung ha mejorado, y mucho, ocupando mucho menos espacio eliminando y unificando cosas que hacen que prácticamente se haya eliminado el lag que tanto sufríamos y se haya convertido en una capa de personalización ligera y rápida. ¡Buen trabajo Samsung!

Batería

Llevamos ya unos cuantos días probándolo, y tenemos que decir que el consumo no está nada mal. Dispone de una batería de 2.600 mAh, con uso moderado pasaremos el día de forma fácil, y con un uso más normal podríamos llegar hasta el día y medio, si lo apagamos por las noches incluso hasta los dos días.

Personalmente creo que Samsung debería de haber mantenido la tapa trasera extraíble, cuando nos gastamos ese dineral en un teléfono y se nos estropea la batería, no es de buen gusto tenernos que gastar otro dineral para cambiarla. Para mi, en este caso, un paso atrás de Samsung.

Opinión Personal

El rendimiento en general es estupendo, es un teléfono que vale en su versión de 32GB, es decir la más económica, 849 euros en formato libre, con lo que es un teléfono que no debe defraudarnos cuando lo compramos. ¿Por qué tan caro? La “novedad” de la pantalla curva todavía hay que pagarla, pasa como todo al principio, si quieres novedad, la pagas.

El teléfono funciona genial, el punto para mi más fuerte es el diseño y la cámara, que son espectaculares, pero yo tiraría más por el Galaxy S6 normal, nos ahorramos 150 euros, es decir, vale 699 euros, y lo único que no tenemos es la curva, el resto es exactamente igual.

Pros: Cámara y Diseño

Contras: Precio y Tapa trasera no extraíble

Posts relaccionados

One Response to Samsung Galaxy S6 Edge, lo probamos

  1. […] las herramientas necesarias para crear otro sistema, si así lo deseamos. Yo podría conectar un Samsung Galaxy S6 a un monitor por HDMI, a un teclado y a un ratón por Bluetooth, incluso a una impresora, […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

« »